fbpx

Guilty Gear -Strive- Review

Videojuegos
9

Sobresaliente

guilty gear -strive- rev

Guilty Gear -Strive- es el más reciente lanzamiento del estudio experto en el género de peleas, Arc System Works, pero además es un proyecto muy especial tanto para ellos mismos como para sus muchos seguidores. Esta saga, nacida en el lejano año conocido como 1998, empezó de forma bastante humilde y algo desapercibida ante gigantes como Street Fighter o King of Fighters; pero quienes pudieron probarlo descubrieron lo que serían los primeros pasos de un nuevo estilo de combate.

Conocido actualmente como el estilo “anime”, las luchas de Guilty Gear están muy basadas en personajes de gran agilidad, capaces de saltar múltiples veces sin tocar el piso o realizar veloces impulsos aéreos, y dotados de armas y poderes extraordinarios muy alejados de las “comunes” artes marciales. El equipo de TEAM RED y el director Daisuke Ishiwatari crearon una fórmula que no solo daría nacimiento a productos propios como Blazblue, sino que inspiraría a muchos otros estudios.

Luego de una larga ausencia de 7 años posterior a su cuarta entrega del 2007 (curiosamente del género hack n slash) la saga volvería con muchísima fuerza con Guilty Gear Xrd estrenando un nuevo look 3D. Usando la técnica cell-shading en su máxima expresión, el estudio había alcanzado un nuevo estándar de calidad visual que les abrió la puerta a trabajar con enormes franquicias como Granblue Fantasy y Dragon Ball Z.

Pero después de algunas sub-secuelas, re-ediciones y cinco años de varios proyectos externos, ha llegado la hora de que sus creadores regresen al extraño universo de un futuro donde la magia y tecnología chocan entre sí a manos de seres inmortales capaces de destruir la realidad.

Siendo el primer gran cierre a la serie que convirtió a sus creadores en una leyenda del género, Guilty Gear -Strive- es un excelente e impresionante título lleno de acción, grandes mecánicas y desbordante calidad y personalidad que representa la esencia de Team RED y Arc System Works.

La trama de Guilty Gear se lleva a cabo en un futuro cercano, en un mundo similar al nuestro donde el cambio de siglo (1999 – 2000) trajo consigo un evento llamado “Dawn of Revival” que anuló por completo todos los aparatos electrónicos. Este suceso forzó a la humanidad a buscar nuevos métodos para progresar, optando por volver a la magia y hechicería, pero inspirados por la vieja tecnología.

Entre las muchas invenciones que aparecieron, se encuentran los Gears, soldados artificiales de gran poder inventados por los científicos Asuka R. Kreuz, Aria Hale y Frederick Bulsara. Estos dos últimos se convertirían en conejillos de indias del proyecto, Frederick sería transformado en el Gear prototipo Sol Badguy y Aria en la monstruosa criatura robótica, Justice quien se rebelaría contra la raza humana. A pesar de los fuertes sentimientos de Sol hacia Aria, su peligroso comportamiento lo forzaría a destruirla.

RELACIONADO: MIRA EL TRAILER FINAL ANTES DEL LANZAMIENTO DE GUILTY GEAR -STRIVE-

Guilty Gear -Strive- toma lugar 3 semanas después de los eventos de Guilty Gear Xrd -Revelator-. La resurrección de Justice fue detenida por el equipo de Sol Badguy, Ky, Sin Kiske y las hermanas Valentine (Jack’O, Elphelt y Ramlethal) al derrotar a la villana Ariels, resurrección del “Universal Will”, entidad que solo busca la erradicación de la humanidad y causante real del violento actuar de Justice varios años atrás. A pesar de esto, la parte buena del alma de Aria logró sobrevivir dentro de Jack’O y los héroes pudieron regresar a un estado de relativa paz.

Por otro lado, debido a los muchos crímenes de los que es acusado, Asuka, conocido como “That Man” o “Gear Maker” se entrega a las autoridades de los Estados Unidos; mientras que Sol vuelve a su vida de cazarrecompensas al lado de su nueva compañera: Jack’O Valentine. Pero como cualquiera esperaría, esta tranquilidad no dura mucho. I-No, la antigua asociada de “That Man” reaparece para infiltrarse en la prisión de Ariels y liberar a la criatura conocida como Happy Chaos Valentine, otra mortal creación de Asuka.

Con Happy Chaos libre y Asuka iniciando su misterioso plan para obtener “Paz Mundial” desde su encierro en la Casa Blanca, el telón se ha levantado para el gran capítulo final de Guilty Gear. Sol, Axl, Chipp, Ky y los demás héroes tendrán que enfrentar y detener a I-No, Happy Chaos y a su nuevo ayudante, el imparable vampiro samurai Nagoriyuki, si desean evitar una nueva catástrofe.

guilty gear -strive- review 001

Si lo que leiste te causó algún nivel de confusión, te aseguro que no eres el único. La historia de la franquicia es compleja y después de todo estamos ante el gran cierre de varios años de desarrollo. Si alguna vez pensaste que la narrativa es “lo de menos” en un juego de peleas, Guilty Gear -Strive- puede hacerte cambiar de parecer. Aquí encontrarás incluso una enorme enciclopedia llena de términos y relaciones por si quieres ponerte al día con los eventos ocurridos en el pasado.

Todo el modo historia consiste de una serie de 9 cinemáticas de entre 15 y 30 minutos cada una, creando los capítulos de esta larga campaña; toda ella renderizada utilizando los mismos hermosos modelos de personajes que verás en tus combates. Sin embargo, este modo cinemático es muy distinto a lo visto en otras campañas.

Tal como ocurrió en Guilty Gear Xrd, aquí el modo historia consiste exclusivamente de cinemáticas. En cierta forma estás viendo una película animada CGI de un poco más de 4 horas de duración con pequeñas pausas para que puedas salvar tu avance o darte un descanso. No hay ninguna pelea jugable, solo relájate y disfruta el show, ni siquiera necesitas apretar botones para avanzar el diálogo, esto es efectivamente una película en todo el sentido de la palabra.

En mi opinión, ésta no es la opción óptima para un videojuego, pero también sería injusto quitarle méritos. La trama está muy bien contada, las actuaciones de voz en los idiomas japonés e inglés son grandiosas y la calidad gráfica es simplemente impresionante. Salvo por unas muy pocas excepciones como texturas de escenario o una que otra animación algo acartonada para hacer caminar a personajes secundarios, todo lo que ves es un absoluto disfrute visual. Como ya dije, creo que una película no interactiva no es lo ideal para un “modo historia” y no será del agrado de todos; pero sería muy injusto no reconocer el gran trabajo aquí presente.

guilty gear review 010

Claro está, al comprar un título de luchas, uno no espera un gran drama, sino darse unos buenos duelos, es aquí donde entran a tallar los otros modos ya sean locales (para 1 o 2 jugadores) o aquellos que te permiten demostrar tu habilidad en línea. Es en este punto donde toda la calidad audio visual se luce en todo su esplendor al girar entorno a su gran jugabilidad.

Guilty Gear -Strive- cuenta con 4 botones de ataque básicos: 3 “slashes” y 1 patada. Estos 4 movimientos conforman la ofensiva básica. En particular, los slashes se diferencian por su velocidad, alcance y fuerza, siendo el primero débil y de corto rango pero muy rápido, el segundo especializado en rango sacrifica algo de velocidad y el tercero sacrifica todo en favor de una fuerza devastadora.

En esta secuela, incluso más que en sus predecesores, cada golpe quita una amplia cantidad de vida, en especial en el caso de personajes de armas pesadas como Nagoriyuki, Potemkin y May. Aquí no se trata solo de lanzar proyectiles y habilidades especiales, los golpes normales son igualmente valiosos y mortales si se encadenan bien en combos cortos pero efectivos.

Tampoco encontrarás los típicos autocombos de obras como Blazblue Cross Tag Battle o Dragon Ball FighterZ. El “masheo” no te ayudará y si quieres aprender a usar cadenas ofensivas, tendrás que estudiar a tu peleador favorito y poco a poco dominar cada uno de sus movimientos. Un buen punto para empezar son los “Gatling Combination” cadenas cortas de tres golpes que consisten de dos slashes medios y un remate, que incluso pueden hacer uso de ataques de pie o agachado para mayor variedad.

guilty gear -strive- review 004

Es al crear combos que el combate se hace un poco más complejo al añadir dos mecánicas propias de Guilty Gear diseñadas para extenderlos. Primero está el “Cancel”, el arte de cortar la animación de recuperación de un ataque al ingresar el siguiente justo en el momento del impacto. Esto sirve para añadir ataques especiales difíciles de combinar, pero también puede usarse de forma defensiva al presionar el botón de salto justo cuando bloquean tu embate.

En segundo lugar está el “Roman Cancel” un movimiento súmamente técnico y que no muchos novatos usarán. Sacrificando una porción de tu barra de Tensión (el equivalente a la barra super) puedes generar una pequeña explosión que, si golpea al oponente, lo hará moverse mucho más lento por una fracción de segundo. Existen distintos tipos de Roman Cancel aunque en general todos sirven para ralentizar al rival lo suficiente para continuar tu ofensiva creando combos que de otra forma serían imposibles.

RELACIONADO: CONOCE MÁS DEL GRAN EVENTO ONLINE POST LANZAMIENTO

Por otro lado, también existen técnicas de defensa avanzadas como Burst, una pequeña explosión que utiliza otra barra dedicada y sirve para quitarte de encima al contrincante, o “Faultless Defense”, un escudo de energía que sirve para eliminar el daño enemigo y también provocar que los ataques bloqueados te hagan retroceder más de lo normal saliendo de su alcance.

En resumen, Guilty Gear es exige tu aprendizaje y atención. Un jugador nuevo puede defenderse si esquiva y contra-ataca con suficiente precisión, usando incluso movimientos regulares y poderes especiales básicos, marcados con las típicas secuencias del control como cuartos de círculo y un botón. Pero si quieres realmente mejorar y enfrentar jugadores más hábiles, tendrás que aprender a aprovechar todas las herramientas disponibles.

guilty gear review 006

Y aunque los combates pueden llegar a ser bastante técnicos, también son visualmente espectaculares. Cada ataque trae consigo una larga lista de efectos como distorsiones cuando una gran espada corta el viento o chispas cuando enormes flamas o descargas eléctricas chocan contra su objetivo. Incluso existe la posibilidad de lanzar a tu enemigo a través de la “pared” que limita la arena, quebrándola como si fuera una pantalla de vidrio; o lanzarlo a los cielos con el cinemático gancho conocido como “Dust” para ejecutar un atractivo combo aéreo. Los personajes además lucen vibrantes colores, llamativos diseños y un impecable cell shading que te hará pensar que estás jugando con el mejor anime hecho por computadora.

Este atractivo acabado gráfico puede notarse sobretodo en los vistosísimos Overdrives, los “supers” o “ultimates” de Guilty Gear -Strive. Los Overdrives vienen incluso acompañados de hábiles giros y acercamientos de cámara que no ves en ninguna otra técnica y que sirven para lucir el enorme poder que manejan estos excéntricos contendientes. Eso sí, hay que mencionar una notable ausencia: Los Instant Kills, clásicos y cinemáticos ataques capaces de eliminar a alguien de un solo golpe, han sido eliminados en esta secuela. Debo decir que entiendo su exclusión desde un punto de vista de balance, pero voy a extrañar su espectacularidad.

Volviendo a los gráficos, no solo los personajes y sus ataques se ven bien, sino que incluso la interfaz es muy atractiva. Atrás han quedado algunos extraños experimentos como el hacer que el retrato del personaje se deslice por la barra junto a sus puntos de vida; pero otros elementos como los gigantescos números de conteo de combos continúan presentes.

Puede que quienes gusten más de un entorno simplificado o minimalista consideren lo aquí presente como una sobrecarga de información visual; pero personalmente creo que va muy bien con la personalidad y esencia de la serie, así como de sus exagerados personajes. Incluso los elementos más grandes, como los avisos de tendencia negativa y positiva, avisos de contra-ataque o el mencionado contador de combos, se han colocado en posiciones donde no interrumpen o se mezclan hábilmente con el fondo para no distraerte de la pelea.

guilty gear -strive- review 007

Pasando a hablar de los guerreros, Guilty Gear -Strive- llega a su lanzamiento con 15 disponibles, junto con el anuncio de 5 más por llegar de la mano de un Pase de Temporada 1. Los luchadores presentes tienen todos distintos niveles de dificultad para dominarlos y al mismo tiempo cubren una amplia gama de estilos para cualquier usuario.

Puedes encontrar participantes más “regulares” como Sol Badguy o Ky Kiske, con técnicas para toda ocasión y un decente balance entre fuerza y velocidad. Por otro lado tienes gente lenta, de gran tamaño y aun mayor poder como el clásico Potemkin quien te puede hacer pedazos con un par de agarres. Por último, también puedes encontrar “bichos raros” como Zato-1, que usa su sombra como personaje de apoyo, y el buen Dr Faust, lleno de extrañísimas jugadas bajo la manga.

El cast está conformado, en su gran mayoría, por veteranos y “no tan veteranos” como Leo y Ramlethal; a quienes se suman un par de caras nuevas: Giovanna, una ágil miembro del servicio secreto del presidente de los EEUU y el mortal samurai Nagoriyuki que destajará tus puntos de vida en un puñado de cortes si dejas que se acerque demasiado en su “modo vampiro” que también le hace perder vida rápidamente, ciertamente un luchador de alto riesgo.

Como mencioné, no todos los personajes son igual de fáciles de usar, incluso hay un marcador de estrellas para ver que tan complicados son; pero todos son muy divertidos de usar y estoy seguro que con algo de tiempo podrás dominar a tu favorito.

Volviendo a los aspectos técnicos, antes de pasar a hablar del importantísimo “online”, quiero mencionar otro punto fuerte que siempre ha destacado en Guilty Gear, y prácticamente en toda obra de Arc System Works: La música.

El director Daisuke Ishiwatari es también muy conocido por su trabajo como músico y compositor, así como por su gran estilo rockero que acompaña a varias de las obras de su estudio. Guilty Gear -Strive- continúa esa tendencia y la amplifica aun más con el excepcional tema de apertura “Smell of the Game” y una canción cantada para cada uno de los 15 héroes.

Si bien, ya habíamos escuchado canciones similares lanzamientos pasados, ésta es la primera vez que se presenta una banda sonora tan amplia y tan dedicada a musicalizar esta gran aventura. La emoción que transmite cada canción no solo te invita a pelear o lucir tus mejores habilidades, sino que puedes pasarte todo el día escuchándolas aun sin estar jugando.

guilty gear -strive- review 009

Guilty Gear -Strive- cuenta con una limitada pero aceptable cantidad de modos offline, incluyendo clásicos como Arcade (con un interesante enfrentamiento 2 vs 1 escondido dentro) Versus y Training; así como algunos menos comunes como Survival, donde peleas con un número ilimitado de retadores y una sola barra de vida, o las Misiones, retos de combos y técnica que sirve como tutorial avanzado. Sin embargo, estoy seguro que lo que más jugará la mayoría será el apartado Online, aquel factor que tanta discordia y opiniones encontradas generó durante las pruebas de beta.

Empecemos por el lado bueno, el “online” funciona muy bien en Guilty Gear -Strive-, excepcionalmente bien. Su gran calidad es gracias al sistema “Rollback Netcode” implementado. Para quienes no conozcan el término, este sistema para juego en línea no depende tanto de la velocidad de conexión de cada jugador, como si lo hacen otros basados en “delay”.

RELACIONADO: CONOCE LO QUE LLEGA CON EL PRIMER PASE DE TEMPORADA

El Rollback Netcode trata de predecir las acciones de un participante y procesa los paquetes de datos por adelantado en su servidor. Luego de hacer esto, solo confirma que su predicción fuera acertada y si es así, reproduce los resultados en las consolas o PCs. Si se equivocase, deshace el proceso de datos y envia los correctos. Ya que la predicción suele ser correcta, esto reduce en gran medida la demora en la comunicación entre jugadores, incluso si luchan desde locaciones muy alejadas o con conexiones de baja calidad. Esto significa, obviamente, que tus duelos en Guilty Gear -Strive- tendrán mínimo o nulo lag, volviéndose muy cómodas y divertidas.

En mi experiencia estos últimos días, esto ha probado ser cierto. Aunque en contados momentos he pasado por cortos instantes de “lag” que paralizan la pantalla por menos de un segundo, estos aparecen en una de cada docena de luchas y desaparecen de inmediato para no volver. Incluso cuando pareciera que habrán ralentizaciones en la intro de una batalla, al momento de iniciar el primer round todo va muy fluido. El trabajo aquí logrado en favor de la estabilidad en red es realmente admirable.

guilty gear review 002

Ahora, el punto malo del “online” es que para poder gozar de estos combates debes pasar por el lobby o “La Torre”. Por alguna razón, Arc System Works siempre ha gustado de crear salas de arcade virtuales con pequeños avatares corriendo y hablando como si se tratara de un pequeño mundo y aquí decidieron tomar esa idea y multiplicarla por 10 creando una gigantesca torre en pixel art dividida en pisos habitados por gente de distintos niveles de habilidad.

Esto significa que para poder jugar en línea tendrás que crear un avatar, personalizarlo, entrar a la Torre, caminar por alguna de sus muchas simpáticas salas pixeleadas hasta encontrar a otro como tú y retarlo a una pelea rankeada o salir a los jardines externos para una casual siempre sobre una pequeña plataforma de duelo. Todo este trámite es realmente pesado, tardado y, honestamente, algo molesto. Incluso debes crear una “casa” para jugar de forma privada con amigos. Afortunadamente existe la opción de “Quick Play” que deja a tu avatar a la espera de retadores mientras tu entrenas, aliviando un poco la situación.

El sistema de lobby es quizás el único punto que puedo considerar realmente negativo en mi experiencia y ni siquiera es porque funcione mal. Funciona muy bien y casi sin lag alguno, pero creo que fue un error complicar tanto lo que debió ser una simple opción en un menú para luchas casuales y rankeadas en un lobby regular.

Antes de cerrar esta sección debo señalar algo importante. Guilty Gear -Strive- tendrá crossplay para que puedas jugar con tus amigos sin importar si lo tienen en PS4, PS5 o PC. Lamentablemente, al momento de publicar esta review, es imposible jugar entre PlayStation y PC. Arc System Works ha dicho estar trabajando en ello y es un elemento que sin duda atraerá a muchos fans, pero puede retrasar el interés de otros hasta que la tarea se complete.

guilty gear review 003

En conclusión, Guilty Gear -Strive- es un gran juego y digno sucesor de estra franquicia tan venerada que hace tiempo se ganó su lugar al lado de los grandes nombres del género de lucha. Sin embargo, a pesar de las muchas similitudes con su predecesor, presenta una propuesta en el fondo lo suficientemente variada para sentirse nueva y distinta.

Los golpes normales dañan mucho más que antes, alejándose de lo típico del estilo “anime” donde usualmente son los super ataques los que hacen el daño real y elementos como los insta kills se han retirado. Sin embargo se mantienen complejos elementos como el Roman Cancel, Burst y Dust, casi integrales a la identidad de un Guilty Gear y vitales para los jugadores que deseen volverse expertos.

Salvando estas diferencias, lo que tenemos aquí es un producto de la más alta calidad. Los gráficos, especialmente lucidos en el modo cinemático de la historia, así como las animaciones, efectos y la sublime banda sonora demuestran que Arc System Works se ha superado a sí mismo y subido aun más la barra audiovisual para toda su competencia. Y ahora que vienen “armados” con todo el poder del Rollback Netcode, se puede sumar el apartado online a este exigente estandar. Solo pido que dejen de complicarse tanto con los lobbies online.

Si eres fanático de las peleas, ya sean los clásicos o los más estilizados, incluso si no conoces mucho de la saga, no puedes dejar pasar este increíble título. Y si eres un viejo fanático, puede que te tome un rato acostumbrarte, pero estoy seguro que valdrá la pena al cien por ciento.

guilty gear -strive- pic008

Esta reseña fue escrita luego de jugar una copia digital de Guilty Gear -Strive- para PlayStation 5 brindada por Arc System Works. También estará disponible en PlayStation 4 y PC, a través de Steam.

Good

  • El combate basado en combos cortos y precisión se siente más táctico, pero sin dejar la complejidad de mecánicas clásicas como el Roman Cancel. Además, el apartado audiovisual está mejor que nunca con increíbles gráficas y buenísimas composiciones. Por último el modo online fluye mejor que nunca gracias al Rollback Netcode.

Bad

  • Los cambios en el balance y eliminación de elementos como los Insta Kills pueden chocar con algunos fans veteranos. El lobby online, basado en un mundo pixel art, es todo un trámite extra para solo disfrutar de unas retas en línea.

Summary

Guilty Gear -Strive- es un juego que desborda calidad por donde lo mires. Ya sea que juzgues su atractivo combate basado en combos cortos y ataques de gran daño, sus impresionantes apartados gráficos y de música o su sólido y eficiente sistema online, este título es de lo mejor que ha creado Arc System Works. A pesar de tener algunas falencias como el extrañamente complicado lobby online o un modo historia sin interacción alguna, pero con una atrapante trama, -Strive- es un digno sucesor a una franquicia que se eleva entre los más grandes del género de luchas.
9

Sobresaliente

Lost Password