fbpx

Loki – La dosis perfecta del MCU (Review)

Lo que propone Loki es algo ambicioso, con la dosis perfecta de excentricidad, que la colocan en la cima de las producciones para la televisión de marvel.

Artículos Cine y tv Noticias
Loki – La dosis perfecta del MCU (Review)

Si el último proyecto independiente de Disney+ y Marvel Studios, Loki, continúa con el impulso de sus dos primeros episodios, nos aguarda algo realmente interesante. La serie que se propuesto desafiar el género, protagonizada por Tom Hiddleston, ha guardado muchos de sus secretos mientras se prepara para su estreno el miércoles 9 de junio. Evidentemente, no quiero revelar ninguno de esos secretos, así que hablaré de manera muy general lo que me ha parecido el mundo de Loki.

Si bien el personaje siempre me cayó bien, no fue sino con la llegada de Thor: Ragnarok, que el personaje deja mucho más huella y trasfondos por explorar. A causa de sus escasas apariciones en Endgame e Infinity War, se desconocía mucho el rumbo que tomaría el personaje en la nueva serie. Sobretodo considerando que el “Loki” que había progresado como personaje estaba ahora muerto, y nos quedábamos con la versión menos empática de Avengers (2012).

Afortunadamente, lo que he visto de Loki ha sido espectacular y ha proporcionado giros y vueltas que ni siquiera los fans más acérrimos del personaje podían prever. Loki ofrece una narración ambiciosa y un relato vibrante y absorbente. Sin duda alguna, este es el vehículo perfecto para mostrar la considerable habilidad dramática de Hiddleston, al tiempo que permite que nuevos e intrigantes personajes compartan el escenario.

En el panteón de las extravagancias televisivas del MCU/Disney+, las dos series que vimos este año, WandaVision y Falcon and the Winter Soldier, presentaron dos personajes en el título. Loki es la primera serie en solitario, pero parece que es sólo de nombre. Aunque no hay duda de que el énfasis principal está en Hiddleston, los otros personajes que conocemos, especialmente el agente Mobius de Owen Wilson, no tardan en acoplarse de una manera fantástica. Es más, debo decir que desde hace tiempo que no veo una dupla tan buena de Wilson desde que hizo The Wedding Crashers junto a Vince Vaughn.

Tengo que expresar un reconocimiento adicional a Owen Wilson, que es encantador, inteligente y entrañable a partes iguales en el papel de Mobius. Es el complemento ideal para Hiddleston, y los dos tienen una química increíble. Es excelente ver a Loki enfrentarse a alguien que lo tiene medido y que no es uno de sus parientes. Hablando de sus parientes… Es difícil tener una serie que gira en torno a Loki sin hablar de Thor, Frigga, Odín, Heimdall, Asgard y Jotunheim, y todas esas referencias las encontrarán aquí.

Otros dos personajes centrales, la jueza Ravonna Renslayer (Gugu Mbatha-Raw) y la Hunter B-15 (Wunmi Mosaku), actúan como diferentes engranajes de la máquina burocrática que representa la Autoridad de la Variación Temporal (Time Variance Authority), al tiempo que denotan ciertas complejidades que deseo seguir viendo.

En los dos episodios que he visto, quizá el “personaje” más grande y complejo que se ha presentado es la propia Autoridad de la Variación Temporal. En el primer episodio, Marvel Studios tiene que explicar un canon totalmente nuevo y tremendamente complejo: una burocracia masiva que modifica el tiempo y el espacio y que tiene poder sobre, bueno, prácticamente todo, gobernada por tres Guardianes del Tiempo, que aparecen representados por estatuas por todas partes.

No es una tarea fácil, y a veces hay ciertas torpezas para transmitir las ideas principales. Considerando ello, un golpe de genialidad fue la inclusión de Miss Minutes (Tara Strong), un personaje de reloj animado que sirve como una especie de mascota de la TVA y fuente de información. También hay brillantes secuencias animadas que funcionan como una fuente de primer curso a la TVA, haciendo que la presentación de este extenso universo, dentro del MCU, sea de forma divertida y atractiva. El guionista principal de Loki, Michael Waldron, procede de Rick y Morty y, bueno, si no pensabas que el Hiddleston shakespeariano funcionaría en un ambiente tan descabellado, entonces déjame decirte que te equivocas.

Los dos primeros episodios de Loki tienen mucho terreno que cubrir, tanto en lo que respecta a la construcción del mundo como en lo que respecta a poner al día al nuevo público con la historia del personaje. Esto se consigue a través de una exposición menos torpe y una tecnología TVA que nos muestra, como dice Mobius, algunos de los “grandes éxitos” de Loki.

Como lo dije líneas arriba, la “variante” de Loki en el centro de nuestra narrativa no es el Loki que pasaría a tener un arco de redención a través de El Mundo Oscuro, Ragnarok e Infinity War. El Loki que conocemos está recién salido de la batalla final de Avengers (2012) y sigue empecinado en la idea de que nació para ser rey y sus planes de conquista. Es por ello que es realmente impresionante la forma en la que la serie, en un periodo de tiempo relativamente corto, es capaz de transformarlo y de profundizar en quién es realmente el personaje bajo su barniz defensivo.

Por supuesto, al tratarse de Loki, nada es sencillo, y la serie ya está repleta de travesuras, intrigas y traiciones. Por su naturaleza, Loki es un protagonista poco fiable de seguir, y eso nos mantiene alerta. ¿Cuándo está siendo sincero y cuándo está tratando de engañar a la gente para sus propios fines? Imagino que gran parte de la serie seguirá presentando ambos escenarios.

Si WandaVision era una parodia de las comedias clásicas, y Falcon and the Winter Soldier era una especie de “Buddy cops”, el género más cercano de Loki es el policial. Sin embargo, nunca hemos visto a personas que intenten resolver misterios mientras se enfrentan a peligrosas líneas temporales alternativas, viajes al pasado y al futuro, poderes mágicos, tecnología avanzada, dioses alienígenas y caricaturas parlanchinas. Es fácil decir que Loki no se parece a nada que hayamos visto antes porque no ha habido nada parecido. Además, la producción en su conjunto está bien ejecutada y maravillosamente equilibrada, mezclando el humor para aligerar el patetismo de Loki y la enormidad de lo que está en juego.

En cuanto a Hiddleston, está en plena forma, dando el salto a protagonista del MCU con bastante facilidad. Resulta chocante pensar que, a mitad del primer episodio, ya hemos pasado más tiempo con él que en seis películas juntas. A través de la matizada interpretación de Hiddleston, podemos ver por fin las peculiaridades y cualidades de Loki, profundidades del personaje que solo se habían insinuado hasta el momento.

El personaje nos interesa porque ejemplifica un principio que se afirma en la serie: que nadie es del todo bueno o malo. En Loki, tenemos a una persona con superpoderes que se cree el hombre más inteligente de la sala, pero que ahora es un pez fuera del agua. Es un hombre con derecho a sí mismo, pero que se preocupa mucho, es ingenioso, pero se pone nervioso con facilidad, es capaz de morir, y está bastante herido en el fondo. Es complicado pensar en todo eso e imaginar que recién hemos empezado a arañar el fondo.

Como palabras finales, creo que Loki se sitúa en un nuevo y valiente reino de posibilidades. No puedo predecir a dónde irá después de las revelaciones de los dos primeros episodios, y creo que eso es lo mejor, el misterio de lo que está por venir. Luego de WandaVision sentí que Marvel había dado un vuelco interesante con una propuesta arriesgada y bastante peculiar, me alegra que esa tendencia siga con Loki.


GAMECORED PODCAST: ¿Qué juegos haríamos si fuéramos desarrolladores?

A LA FILME: ARMY OF THE DEAD

NOTICIAS Y REVIEWS: Se reveló Horizon Forbidden West, gameplay de Dying Light 2, lo nuevo de Far Cry 6 y más.

¡Disfrútalos y síguenos en nuestras redes sociales!

Director Editorial | Analista de la industria de los videojuegos y el entretenimiento | Psicólogo Clínico | Músico amateur, geek, cinéfilo.

Lost Password