fbpx

Doom Análisis

Videojuegos Videojuegos
9

Sobresaliente

Introduzco el disco de Doom a mi PlayStation 4 y entonces solo me queda esperar mientras el juego se va instalando. Durante ese lapso de tiempo solo puedo pensar en las innumerables horas que pasé frente a la PC jugando el clásico Doom cuando aún era un niño. Mi primer pensamiento es “Por favor, que no lo hayan arruinado”, el recuerdo y la nostalgia es tan grande que habría sido un sufrimiento verlas destruirse con el nuevo título de Doom.

Afortunadamente esa no fue la historia. Me es bastante grato acotar que tanto id Software junto a Bethesda han logrado recapturar toda la esencia del clásico Doom e inyectarla en este juego que también se adapta muy bien a los nuevos tiempos tecnológicos. Los sueños y el recuerdo aún viven, recargados con un título lleno de frenesí, secretos, explosiones, gore y mucha rejugabilidad.

Si al igual que yo eres un veterano de los primeros años de Doom entonces la historia te parecerá bastante familiar. En el título formarás parte del poderoso cuerpo de marinos conocidos como “Doom Marines”. Desde el inicio hasta el final del juego te verás utilizando todo tu arsenal con la finalidad de hacer trizas a los demonios que componen las fuerzas del mal. Y no solo eso ya que tienes el popular y espectacular “glory kill” que en base a ataques melee harás puré a tus enemigos.

mood3_1

El combate en Doom es como haber visto jugar a Pelé en los 60’s, es decir, algo que el juego sabe como hacer totalmente natural y fluido. Como es lo habitual la base del sistema de combate en Doom es el movimiento, en ese sentido si te detienes durante en un combate lo más probable es que termines muerto. Así de simple. A medida que te vayas acostumbrando al frenesí de las luchas en el juego te darás dando cuenta que empezarás a entender el movimiento a tu favor y que eso te permitirá tener todo el tiempo del mundo para conectar un glory kill o cambiar al arma con la que deseas aniquilar a tu enemigo.

Para mantener esa fluidez, Bethesda sabiamente le ha añadido la verticalidad al movimiento del juego. No solo podrás mantenerte unos segundos suspendido en el aire sino que ahora podremos hacer uso del doble salto el cual nos permitirá hacer uso de plataformas más elevadas que nos dará una ventaja táctica al momento de querer aniquilar a la horda de monstruos de turno.

Ahora, uno de mis temas favoritos, las armas. Cualquier conocedor de Doom sabe que este acápite es importantísimo y que se distingue por su variedad, creatividad y la capacidad de impregnar a cada una de las armas una personalidad distinta. Doom sabe muy bien que sus armas son prácticamente su tarjeta de presentación y ,junto al sistema de combate, lo más llamativo del juego.

doom-1

En total son 9 armas y en cada una se puede desbloquear diferentes modificaciones para hacerlas muchas más variadas en el ataque. Todas ellas son distintas y, aunque tengas una favorita (la mía es la shotgun), te darás cuenta que cada una de ellas es necesaria para el tipo de aniquilación que deseas hacer. Por ejemplo, si lo que deseas es acabar con un enemigo a la distancia deberás utilizar aquellas armas con un mayor rango de ataque. En ese sentido debo reconocer que cada una de las situaciones en las que me he visto amenazado puedes confiar en tu arsenal para poder vislumbrar un escape. Eso sí, es importantísimo que conozcas a cada una de ellas para saber cuál utilizar, así mismo, ser bastante ágil de pensamiento ya que si la dudas un segundo es bastante probable que termines muerto.

Otro de los grandes aciertos de Doom es su sistema de progresión. Podrás ver que a medida que avances en la campaña se te darán puntos para ir mejorando tu arsenal, tu equipo, runas y otros elementos que te convertirán en una fiera. Del mismo modo, el juego te propone ciertos retos para dominar por completo algunas de las mejoras. Pude encontrar esto bastante divertido, ya que también funcionaba a manera de poder comprender y controlar por completo la potencia de tus armas y las distintas técnicas que el juego te propone.

Por lo pronto suena a que el juego en verdad me ha gustado mucho, y sí, en efecto así es. No obstante guardo mis reparos con algunos elementos de la sección multijugador. Uno de los grandes problemas que se presentó al inicio fue la latencia de las partidas. Eso conllevó a que por más que mis disparos conectaban con el enemigo, el juego los catalogaba como “disparos perdidos”. Del mismo modo, a pesar de encontrarme fuera del rango de disparo de uno de los jugadores contrarios, de repente aparecía muerto, es más, con un headshot directo.

doom-mp

Salvo ese detalle el componente multijugador es bastante divertido y recompensador, ya que subir de niveles es bastante sencillo y rápido por lo cual se nos confieren bastantes premios. Entre ellos podremos desbloquear nuevas armas o demonios que servirán a manera de “ulti”. No obstante también habrán otras recompensas de naturaleza cosméticas, como algunos elementos para las armas o taunts.

La gran cantidad de mapas y los modos de juego son otros de los puntos fuertes en el modo multiplayer, jugar entre tantas opciones sí que hizo el camino bastante rápido para llegar al nivel 50 ya que la experiencia no se volvía tan repetitiva. De repente lo suficiente para que llegues a conocer y adaptarte a todos los mapas, lo cual es básico para hacer una gran performance.

Para aquellos que quieran dejar volar su creatividad de otra forma, Doom presenta la opción Snapmap, el cual facilitará a los jugadores a diseñar mapas e incluso modos de juegos. Cabe resaltar que mientras me encontré jugando en mapas diseñados por otros usuarios me sorprendí de la capacidad para maximizar cada uno de los sistemas de construcción que te brinda el juego, ya que en verdad no es complicado. Aún no diseño alguno mío del cual sentirme orgulloso pero estoy bastante seguro que este será uno de los modos a los que volveré de manera recurrente para crear un verdadero escenario infernal.

379720_screenshots_20160513174630_1

Para llegar a una conclusión, ha pasado bastante tiempo desde que salió el último juego de la franquicia y luego de ver el desastre que fue el regreso de Duke Nukem, no podemos estar más que felices por ver el rumbo que tomó Doom. El balance entre acción y exploración fue muy bien tratado de manera en que los momentos de frenesí siempre estuvieran presentes y que, de la misma manera, nos otorgue el tiempo suficiente para descubrir muchos de los secretos que el juego tiene guardado dentro.

La campaña la pude terminar hace muchos días, pero me veo entrando nuevamente para intentar encontrar todos los secretos y llevar mis armas hasta su mayor nivel posible. Doom es un juego perfecto para aquellos que hemos crecido con la franquicia. Ah… y el soundtrack es brutal.

Good

  • Soundtrack excepcional
  • Gran variedad de armas y mejoras
  • Buen balance entre fluidez y exploración
  • Esencia original intacta
  • El componente gore es delicioso

Bad

  • Algunos elementos del modo multiplayer deberían de trabajarse más

Summary

Doom es el juego perfecto para aquellos nostálgicos y veteranos de los FPS. De no serlo igual te divertirás como un loco. Compra asegurada.
9

Sobresaliente

Lost Password