fbpx

Crash Bandicoot 4: It’s About Time (PS5 y Switch) Review

Videojuegos
8.5

Muy Bueno

Crash Bandicoot fue una de las mascotas más emblemáticas de la era de PlayStation 1 antes de que su producción de juegos disminuyera y posteriormente se interrumpiera por completo durante varios años. Cabe señalar que Crash Bandicoot N. Sane Trilogy rejuveneció la marca una vez más, lo que hizo a los jugadores estar interesados por mucho más. Ese alivio llegó finalmente el pasado otoño con el lanzamiento de Crash Bandicoot 4: It’s About Time, como secuela oficial de los tres primeros juegos, y ahora el título ha llegado a las plataformas de nueva generación, y a Nintendo Switch, con algunas mejoras.

Crash Bandicoot 4: It’s About Time se respalda en el estilo de la trilogía original, y ofrece a los jugadores el mejor título de la franquicia hasta la fecha. It’s About Time comienza con algunos de los principales villanos de Crash escapando de su prisión gracias a un agujero en el tejido de la realidad creado por Uka Uka. Neo Cortex y N. Tropy escapan creando grietas y haciendo alborotos en las diferentes dimensiones.

Solucionar todo este problema significa que Crash necesitará algo de ayuda. El mapa dimensional es el equivalente a una selección de niveles para el juego, que se ramifica de diferentes maneras mientras más juegas. Con el tiempo, desbloquearás diferentes fases para jugar no solo como Tawna, sino también como el anteriormente villano Dingodile y el siempre problemático Neo Cortex.

Una ayuda extra proviene de las cuatro Máscaras Cuánticas. Estos seres ancestrales proporcionan un poder especial que solo se puede utilizar en determinadas partes del juego. Tienes a Lani-Loli con la capacidad de cambiar la naturaleza de los objetos que te rodean, a ‘Akano con el control de la materia oscura, a Kupuna-Wa con la capacidad de ralentizar el tiempo y a Ika-Ika que te permite controlar la gravedad, todos ellos muy bien implementados en el juego.

El juego no se limita a los escenarios base, ya que hay otros tipos de niveles situados por todas partes que hacen que el juego sea tan rico en contenido. En cada fase se pueden descubrir las Cintas Flashback que desbloquean cintas de cuando Neo Cortex experimentaba originalmente con Crash. Déjame decirte que estas puden ser de los niveles más difíciles del juego. También hay pruebas contrarreloj para cada fase versiones invertidas de cada nivel.

Los juegos de plataformas se basan en la precisión y la sincronización, y Crash Bandicoot 4: It’s About Time es un título bastante justo en este rubro, a pesar de los complicados que puedan ser algunos de sus niveles. Siempre tendrás la sensación de tener el control total del personaje en cuestión y las muertes que se producen serán culpa tuya.

Crash Bandicoot 4: It’s About Time se lanzó originalmente poco más de un mes antes de las plataformas de nueva generación, lo que significa que estaba limitado a lo que la PS4 y la Xbox One podían otorgar. Incluso con la PS4 Pro y la Xbox One X, el juego ocasionalmente veía algunas caídas de frames. A pesar de ello, cabe recalcar que rendía excepcionalmente bien en todos los ámbitos la mayor parte del tiempo, hasta el punto de que nunca fue un obstáculo importante, pero ahora esta nueva versión lleva el título a nuevas metas en lo que a rendimiento se refiere.

Al jugar en PlayStation 5, Crash Bandicoot 4: It’s About Time se ejecuta a 60fps en todo momento con una resolución 4K. Esto significa que el juego no solo se ejecuta sin problemas, sino que también se ve mejor que nunca.

Una de las principales razones para jugar a cualquier versión mejorada en PlayStation 5 o Xbox Series X/S, respecto a las consolas de pasada generación, son los tiempos de carga, y Crash Bandicoot 4: It’s About Time realmente cumple en ese aspecto en PS5. En PS4 se tardaba unos 20 segundos en cargar un nivel o 12 segundos en cargar el mapa dimensional cuando ya estaba dentro de un escenario. En comparación, la versión de PS5 reduce este tiempo a más de la mitad, con solo ocho segundos para cargar un nivel y cinco segundos para volver a cargar el mapa dimensional.

Crash Bandicoot 4: It’s About Time en las consolas de nueva generación también cuenta con la inclusión de audio 3D. Esto añade otro nivel al factor de inmersión en el juego, especialmente si utilizas unos auriculares que puedan utilizar el audio 3D. Puede que esto no sea un punto de venta importante para la mayoría de la gente, pero definitivamente no es algo que deba pasarse por alto del todo.

Aunque tanto PS5 como Xbox Series X/S reciben todas las mejoras de rendimiento, la versión de PS5 tiene una característica exclusiva que utiliza el mando DualSense. Una de las más destacadas son los gatillos adaptativos, que Crash Bandicoot 4: It’s About Time aprovecha de varias maneras. En realidad, no te darás cuenta de esto mientras controlas a Crash o Coco, ya que los gatillos no se utilizan realmente fuera de las Quantum Masks, pero es en los personajes secundarios donde se implementa. Se nota la diferencia al disparar la pistola de rayos de Neo Cortex o el gancho de Tawna, pero donde más podrás distinguirlo es con Dingodile y su cañón. Puede que no sea nada importante, pero da una idea de lo que puede ocurrir con futuras entregas construidas de forma nativa con este hardware en mente.

Para todos los que se perdieron Crash Bandicoot 4: It’s About Time el pasado otoño, esta es la oportunidad perfecta para probarlo por primera vez. Incluso si ya lo jugaste anteriormente, la actualización gratuita a esta versión merece la pena por las mejoras en el rendimiento.

En cuanto a la versión de Nintendo Switch, las mayores diferencias entre las otras dos versiones son la resolución y el framerate. La calidad visual general se ha reducido enormemente para que encaje cómodamente en Switch, así que no esperes cosas como la profundidad de campo o incluso el antialiasing, todo en conjunto con una resolución máxima de 720p. En lugar de los 60 fotogramas por segundo a los que estoy acostumbrado, esta versión funciona a 30 con algunas caídas. Aunque la versión básica de PS4 funcionaba a 30, esto, combinado con la menor resolución, puede entorpecer el juego y hacer que la experiencia general sea más difícil.

Crash y Coco son mucho más difíciles de apreciar en esta versión, especialmente en el modo portátil. Los desarrolladores han tenido que reducir la calidad y la abundancia de la iluminación, lo que hace que los niveles sean mucho más oscuros que en las consolas next-gen. Como resultado de esto, los colores se mezclan mucho más y enturbian la imagen general, haciendo que tu personaje se pierda a veces en el desorden de las cosas. Esto es más evidente en los niveles que ya tenían una paleta de colores más oscura, como la jungla o el pantano. Esto se puede arreglar con ciertos trajes de colores más vivos, como los de PS1, así que no es un problema demasiado grande.

El modo portátil es el mayor atractivo de esta versión, aunque hay que hacer un montón de concesiones con las que no estoy del todo seguro de si merezcan la pena. Crash 4 agota la batería de la Switch, consumiendo alrededor de un 5% por fase (unos 10 minutos, más o menos), lo cual no es lo peor que he encontrado en la plataforma, pero sigue siendo bastante horrendo para un juego “portátil”.

Aunque los efectos visuales del juego dejan mucho que desear, a diferencia de la versión de PS5, las escenas pre-renderizadas se ven muy bien en la consola, y creo que eso resume este port. Si puedes superar los problemas visuales y de velocidad de fotogramas, encontrarás el mismo paquete que en otras plataformas, con algunas ventajas únicas como la portabilidad.

Crash Bandicoot comienza la celebración de su 25º aniversario por todo lo alto con una versión mejorada de lo que ya era un juego estelar. El número de cambios puede ser bastante mínimo en general (en consolas next gen), pero no hay razón para no experimentar a Crash en su mejor momento. En cuanto a la versión en Switch, a pesar de sus concesiones, It’s About Time es una experiencia que cualquier fan de la franquicia sabrá apreciar.

Esta reseña fue escrita luego de jugar una copia digital de Crash Bandicoot 4: It’s About Time para PlayStation 5 y Nintendo Switch, brindada por Activision.

Good

  • 60 FPS y 4K en la versión de PS5, la portabilidiad en Switch, el elemento plataforma sigue siendo increíble

Bad

  • Concesiones visuales para la versión en Switch

Summary

Crash Bandicoot 4 luce mejor que nunca en los sistemas de nueva generación, y si lo tuyo es la portabilidad, entonces la versión de Switch también le hace justicia a este increíble título.
8.5

Muy Bueno

Lost Password