fbpx

Katana Zero Review

Videojuegos
9

Sobresaliente

Katana Zero es uno de esos juegos que te impresiona desde el primer momento en que ingresas en él. El magnífico diseño pixel art está superpuesto a un gameplay interesante y demás desafiante que se diferencia de algunos de los mejores juegos que existen actualmente. Y todo se une con un gran énfasis en su singular estilo e historia que, definitivamente, te atrapará desde el inicio.

No obstante, en eso radica el mayor problema de Katana Zero, ya que la historia a veces se coloca demasiado en el centro, dejando en un segundo plano a sus excelentes mecánicas de juego. Sumando a eso, un tiempo de ejecución más corto de lo esperado, todo se siente como tan solo una probadita de lo que podría llegar a ser, o lo que está por venir, en lugar de una experiencia completa por sí misma.

Ocurriendo en un futuro desconocido, el mundo de Katana Zero se ha visto sacudido por la guerra que ha resultado en una pesadilla distópica de neón, drogas y muerte. Trabajas como un asesino, utilizando tu habilidad inducida por las drogas para predecir el futuro y hacer un mapa de tus misiones antes de ponerte en riesgo de peligro real. Como jugador, este elemento de la historia impacta en el juego al brindarte infinitos reintentos en cada nuevo escenario. ¿Mueres bastante? Entonces, simplemente retrocede al principio y vuelve a intentarlo. ¿Es un enemigo demasiado difícil para ti? Ralentiza el tiempo y elimínalo. Esto es algo que hemos visto en juegos anteriores, pero se mezcla muy bien aquí y, al tener un enganche con la historia, lo hace realmente interesante.

Una vez que la novedad de esto se desvanece, Katana Zero se convierte en una experiencia de acción sigilosa en 2D de alta calidad. Al entrar en un escenario, hay enemigos dispersos a tu alrededor, y deberás eliminarlos a todos. Tú, al igual que todos los enemigos (salvo en situaciones únicas como las peleas con jefes) pueden morir de un solo golpe.

Esto significa que tus partidas deben ser casi perfectas para poder completar los niveles. Si bien estos reintentos podrían ser molestos para algunos, los puntos de control son abundantes, por lo que intentar conseguir una pasada perfecta jamás se vuelve demasiado frustrante. En su lugar, se construye esa combinación perfecta de determinación y enfoque donde terminas diciendo “un intento más” una y otra vez hasta que logras superarlo todo.

Su arsenal a través de estas misiones se mantiene simple y directo. Tienes tu espada y más objetos que puedes recoger y lanzar para ataques de largo alcance. Más allá de esto, solo contarás con tus habilidades para el combate y el sigilo. Tus movimientos incluyen cosas estándar como saltar impulsándote de paredes, y también la capacidad de desviar balas hacia los enemigos con un simple golpe de espada. Disminuir el tiempo, esquivar un ataque para luego matar a un enemigo con su propia bala se siente muy satisfactorio, y momentos como este sucederán mucho en Katana Zero.

Acurrucados entre los momentos de acción y sigilo se encuentran los elementos de historia en los que podrás involucrarte por el tiempo que desees. Las llamadas telefónicas, las sesiones de terapia y las conversaciones aleatorias ocurren a menudo en todo Katana Zero, y aunque hay muchas de ellas, siempre puedes interrumpirlas para volver a la acción. Sin embargo, eso tiene consecuencias, podrías molestar a otros personajes y bloquear elementos de historia que ayudan a expandir mucho más el universo del juego y tu lugar dentro de él.

Katana Zero profundiza en su universo e historia, pero no lo suficiente como para justificar la inversión que requiere. El juego dura unas pocas horas, y luego termina con un “Continuará” que lo hace sentir como si esto fuera simplemente una muestra de lo que está por venir. La historia llega a muchos puntos altos y tiene una conclusión propia, pero pareciera que recién estuviéramos desentrañando los misterios aquí, y ciertamente hay más por hacer.

Todo sobre Katana Zero se siente bastante pulido y amorosamente elaborado. La jugabilidad es perfecta y, sin duda alguna, pasarás muchos momentos de diversión. El pixel art es precioso, con colores que se destacan en medio de un mundo oscuro y lúgubre. Además de eso, la música prepara perfectamente el escenario para la acción en pantalla.

La historia es más profunda de lo que parece, aunque aquí es donde Katana Zero se tambalea. Todas estas cosas son fantásticas y están bien hechas, pero no hay suficientes. El juego te deja con ganas de más, pero no necesariamente de la manera en que lo esperas.

La re jugabilidad podría ser el salvador aquí, pero solo en pequeña medida. Sí, los niveles ofrecen algunos métodos alternativos de ataque y algunos de ellos podrían incentivar la re jugabilidad, solo que Katana Zero no se esfuerza mucho para lograr ese objetivo. Casi todos los niveles requieren que mates a todos, lo que limita tus elecciones en cuanto a cómo terminarlos. Siempre puedes correr y hacerlo lo más rápido que puedas, o probar diferentes caminos y técnicas. Solo que, podría haber mucho más aquí para justificar tu regreso una vez que alcances los créditos finales.

Para concluir, me quedo con la idea de Katana Zero es un fantástico juego de acción en 2D, aparte de ser un gran título con elementos de sigilo y de poseer una historia y un universo realmente interesante. La acción es rápida, fluida y hará que vuelvas por más una y otra vez. Pero esto es solo una pequeña probado de todo lo que podría llegar a ser. La re jugabilidad a través de la historia no se traduce en el título ya que los niveles están diseñados para ejecuciones de un solo estilo, en lugar de dar opciones más abiertas y estratégicas. Con todo, Katana Zero me deja una impresión bastante sólida y con ganas de ver más.

Esta reseña fue escrita luego de jugar una copia digital de Katana Zero para Nintendo Switch brindada por Devolver Digital.

Good

  • La historia presentada tiene un estilo bastante único y maduro que agrega muchas capas al juego
  • El estilo de sigilo es siempre bienvenido
  • Las mecánicas del juego, como la manipulación del tiempo, es una genialidad que brinda nuevas sensaciones
  • El estilo pixel art y dirección artística es algo que no se puede dejar de lado

Bad

  • La reducida duración del juego hace que todo se sienta como tan solo una probadita de algo más grande que, esperemos, llegue pronto
  • Si bien la re jugabilidad es bienvenida, habría sido interesante contar con más elementos en pantalla para querer volver al título una vez terminada la experiencia

Summary

A medida que los juegos de gran presupuesto han abrazado el exceso de contenido, es refrescante jugar un título pequeño y ajustado lleno de confianza en su estilo y diseño. Katana Zero es una excelente opción.
9

Sobresaliente

Lost Password